Site Loader
Share Button

21 de abril de 2014. En la novela “Hilo Musical” del periodista Miqui Otero hay una bonita frase que dice:

“nadad con otros peces que conozcan nuevas rutas”

Literaria forma de decirnos que gracias a otros podemos descubrir mucho más de lo que nosotros, de forma individual, podríamos lograr. Primero porque nuestro conocimiento es limitado y segundo, porque no siempre tenemos en nuestra mano la oportunidad de descubrir cosas nuevas, por mucho conocimiento o interés que tengamos.

Visto así, qué mejor forma que pensar en nuestra compañía, o en nosotros mismos, como un gran banco de peces que ha nadado siempre en la misma dirección, día tras día, año tras año persiguiendo diferentes objetivos, pero trazando las mismas rutas. Imposible llegar así a un destino distinto. Desde el punto de vista de la innovación, esta pequeña metáfora convierte a cada miembro de la empresa en responsable de aportar su conocimiento y enseñar al resto cual es la “ruta” que propone. Al mismo tiempo, nos recuerda que cada uno de nosotros debemos buscar proactivamente compañeros que nos enseñen nuevas rutas. Esto significa, en otras palabras, aplicar la transversalidad en los procesos de innovación donde todos los agentes disponibles tengan la oportunidad de intervenir. No nos sirve de mucho tener compartimentos estancos donde cada proceso o idea se desarrolla de forma aislada y limitada por el conocimiento de unos pocos que siempre saben lo mismo. Hay que abrir los procesos de innovación.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *